Constancia sobre la tragedia anunciada que por más de un año vine advirtiendo al Ministerio de Transporte y a INVIAS.

 

Hoy dejo constancia ante la Plenaria del Senado de una tragedia anunciada, que por más de un año vine advirtiendo al Ministerio de Transporte y a INVIAS.

 

Este fin de semana, la corriente del Río Ariari, a la altura de Puerto Santander, finalmente se llevó la vía Granada – San José, el único corredor que conectaba al departamento del Guaviare con el resto del país.

 

De nada sirvió hacer eco al clamor de la comunidad, tocar puertas por más de un año incluso haber logrado que le Ministro de Transporte y el director de INVIAS destinaran  $8.000 millones de vigencias futuras para la desviación en dos kilómetros para separar la vía del río. Las logramos pero no logramos que se invirtieran aún, a esta fecha apenas estamos en el proceso contractual, de esta manera se afecta la movilidad de todo el comercio y los productos agropecuarios de esta zona que es absolutamente productora de alimentos y fundamental para comunicar al Guaviare con el resto del país.

 

Ante la gravedad de la situación, exhorto al Ministerio de Transporte y al INVIAS a que se agilicen los trámites para iniciar lo más rápido posible la construcción de estas obras fundamentales y simultáneamente destinar los recursos para dar solución inmediata al grave problema que hoy en día aqueja tanto al departamento del Meta, como al Guaviare, permitiendo reactivar el tránsito entre estos departamentos, más aún ahora que comienza a salir la cosecha arrocera de esta zona.

Please reload

  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black YouTube Icon
  • Black Instagram Icon
Please reload

Visitas

Maritza Martínez

Senadora de la República